Bolívar
Tipografía

El Tribunal Superior de Cartagena, Sala Penal, condenó a 60 meses de prisión a Lucio Rangel Sosa por concierto para delinquir agravado con grupos paramilitares en el departamento de Bolívar, y le impone una multa de 1.250 salarios mínimos.



Lucio Rangel Sosa es médico, hermano de Miguel Ángel Rangel Sosa, quien también fue condenado en 2010 por actividades paramilitares en este mismo departamento, y es cuñado de la senadora Sandra Villadiego.

En 2016 Lucio Rangel Sosa ya había sido condenado por el juzgado penal especializado de Cartagena por paramilitarismo, estaba fugitivo y ahora la justicia decidió ampliar la condena, negar cualquier beneficio jurídico y ordenar su captura, que ya se produjo con remisión a la cárcel nacional de Ternera, en Cartagena, en las últimas horas.

Lucio Rangel Sosa fue una de las cabezas directivas de una organización llamada Fundación Renal, que operaba la ESE Hospital de la Misericordia, en Magangué, segunda ciudad de Bolívar. Junto con su hermano, organizaron una extraña "Comisión reguladora política del sur de Bolívar" que sirvió de instrumento para pactos con las llamadas "autodefensas unidas de Colombia".

Lucio Rangel participó en el municipio de Barranco de Loba, sur de Bolívar, en reuniones con el bloque central Bolívar donde estuvo Ernesto Báez, otro paramilitar, y donde se acordó favorecer al político liberal Alfonso López Cossio, en ese momento aspirante a la Gobernación de este departamento.

Durante la administración Distrital de Cartagena, de Judith Pinedo, entre 2008 y 2012, Lucio Rangel Sosa, fue director del Departamento Administrativo de Salud DADIS.

El departamento de Bolívar ha sufrido durante más de 25 años los crímenes de organizaciones paramilitares, con la anuencia de ejército, policía, infantería de marina y DAS, además del respaldo de políticos corruptos, desde la propia gobernación, alcaldías, comandos y puestos o retenes tanto en carreteras como en arterias fluviales y vías alternas.

El paramilitarismo, como forma de gobierno es señalado en campos y ciudades intermedias de Bolívar de haber ensangrentado y causado luto y terror en familias inocentes e indefensas.