Santander
Tipografía

En la tarde de ayer (19 de julio) una delegación del Comité de Solidaridad con Venezuela, del Equipo Jurídico de Asistencia Carcelaria y del Comando Unitario Metropolitano de Bucaramanga acudió en visita de solidaridad y desagravio al Consulado General en Bucaramanga, donde además se informó de los nuevos acontecimientos y en especial de la continuidad de la guerra mediática y económica, las patrañas y pantomima de la reacción (mal llamada “oposición”), y en especial de las amenazas del imperialismo de bloquear la economía y gestar una intervención en la hermana república, todo con el inocultable propósito de derrocar mediante un golpe, usando “todas las formas”, al Gobierno legítimo de Nicolás Maduro y el proyecto bolivariano.



La delegación acudió a expresar al Cónsul y al Consulado la solidaridad y desagravio frente a calumnias descalificadoras que se han vertido últimamente por parte de unos cuantos venezolanos contrarrevolucionarios residentes en la ciudad, apoyados en la reacción criolla y sectores de las clases dominantes que añoran nostálgicamente las épocas en que sus congéneres venezolanos gobernaron el hermano país para saquearlo y entregarlo a la voracidad del capital transnacional, y que están comprometidos a ultranza en tratar de derrocar el gobierno y el proyecto, para restablecer el dominio de la oligarquía apátrida y conculcar los derechos alcanzados por el pueblo.

Desde luego que toda esa campaña es orquestada por la gran prensa, cuyos propietarios en Colombia (como en Venezuela) son el gran capital transnacional y criollo, que usa los medios no como vehículo informador, sino como ariete formador para defender privilegios e intereses económicos de su clase.

En esta ruta se halla la campaña difamatoria en especial contra el Cónsul, compañero David Quintana La Riva, a quien acusaron, en ladridos que aún resuenan, de haber pagado con recursos del Consulado tanto el mural que este equipo realizó en cercanías al Viaducto Provincial como en otros sitios, proclama de solidaridad realizada con medios, esfuerzo y personal propio, que incluso llevó a la retención y encarcelamiento temporal de los pintores por parte de la Policía Nacional, el pasado fin de semana.

La delegación aprovecho la ocasión para plantearse nuevas tareas en solidaridad y defensa del proceso y el gobierno venezolanos, e informar de la decisión del XXII Congreso del Partido Comunista Colombiano de impulsar la creación de una Brigada Internacional (como hace 80 años para la España Republicana), en el caso de ser necesario para frenar la reacción y la amenaza de intervención imperialista.

Alfredo Valdivieso.

Bucaramanga, julio 20 de 2017.

(En las fotos el Cónsul David Quintana La Riva, de chaqueta patriótica).