Tolima
Tipografía

El imponente cañón del Combeima es la puerta natural principal al gran parque nacional Los Nevados, un verdadero pulmón de la humanidad, amenazado terriblemente por la locomotora minero – energética del gobierno nacional de Juan Manuel Santos Calderón, pero en realidad más que el presidente, es el sistema capitalista y su modelo neoliberal el verdadero peligro que representa para esta zona majestuosa bañada por 18 microcuencas y su principal afluente, el río Combeima.



Para el vicepresidente de la corporación turística y ambiental del cañón del Combeima (COMBAYMA), Carlos Mario Aristizábal Gómez, la amenaza minera está relativamente controlada por ahora, gracias a la conciencia ambiental que se ha venido creando en los habitantes de este vasto y empinado territorio.

Al respecto, señala: “Esta es una región muy importante para la ciudad de Ibagué, para el Tolima y para el mundo. La gente tiene conciencia ecológica, le decimos NO a la mina SÍ a la vida”.

El parque está integrado por tres corregimientos: Juntas, Villa Restrepo y Cay. Según Aristizábal Gómez, no todo el cañón está en riesgo, son sitios focalizados en cada pequeño poblado de acuerdo a un documento CONPES.

La página web:  www.pacocol.org habló con el vicepresidente de la corporación Combayma el pasado sábado 9 de septiembre de 2017 y esto nos dijo:

-          ¿Cómo sintetiza usted las actividades realizadas en el restaurante Kayros kilómetro 9 del cañón del Combeima el pasado sábado 9 de septiembre de 2017?

Como bien lo dice usted, la corporación Combayma tiene como objetivo agrupar a los empresarios de la región, empresarios del sector hotelero, del sector restaurantero, de los caballos, en fin, todas las actividades que se realizan en la región, incluyendo los deportes extremos, tenemos guías de alta y media montaña.

Invitamos a toda la región porque estamos hablando del cañón del Combeima que son tres corregimientos: Corregimiento 7 Juntas, corregimiento 8 Villa Restrepo y corregimiento 9 Cay.

Esta es una región muy importante para la ciudad de Ibagué, para el Tolima y para el mundo.

Por primera vez nos organizamos y ya tenemos confianza con el gobierno municipal y departamental y quisimos hacer una integración, un picnic bazar para que todos los corporados e invitados especiales, la gente que tenga simpatía con este cañón, con este pulmón verde, con este remanso de paz y de tranquilidad, estuvimos el pasado sábado mostrando distintos productos agropecuarios, gente que produce en la región y como le digo todos los corporados.

-          Este cañón ha sido fuertemente amenazado por la política minera del gobierno nacional. ¿Cómo analiza usted el momento que está viviendo este pulmón natural de la humanidad?

Esto aparentemente lo tenemos conjurado, la gente tiene conciencia ecológica, le decimos NO a la mina SÍ a la vida, salvo lo importante que es tener agua.

Efectivamente, en el cañón hay más de 37 títulos mineros, pero hay alguna legislación sobre todo hacia los nevados; acordémonos que esta es la puerta hacia el gran parque nacional natural de los nevados. Por aquí entramos al volcán del Tolima, volcán nevado del Ruiz, nevado de Santa Isabel, nevado del Quindío y la olleta de los cisnes.

Además de la presión ciudadana pensamos que no se nos va a dar esas explotaciones mineras porque el río Combeima que nace en Juntas y que cruza todo este cañón le da el agua al 85 por ciento de la población de Ibagué. Sería un exabrupto pensar en contaminar esto y acabar con la ciudad.

-          ¿Cuáles son las perspectivas inmediatas de la corporación Combayma?

Turística y ambiental.  Nosotros tenemos este regalo que Dios nos dio, esta naturaleza de este cañón del Combeima, con este paisaje hermoso, tenemos todos los pisos térmicos.

Tenemos el gran y majestuoso paisaje del volcán nevado del Tolima, y no solamente eso: Tenemos alistamiento de aves, tenemos turismo de alta y media montaña, esto es un Potosí para la parte turística ambiental, por eso nuestra corporación se llama: Turística y Ambiental.

Queremos desarrollar esto para que nuestra gente tenga una mejor calidad de vida y la corporación propende para que organizados salgamos adelante y logremos propósitos comunes.

-          Pero, también se dice que esta es una zona de riesgo. ¿Qué hay de cierto?

Hay un documento CONPES que es un documento muy técnico el 3570 donde se especifica exactamente dónde están las zonas de riesgo; hay unos escenarios de mapas de riesgo, son zonas localizadas, no podemos hacer que cunda el pánico y estigmaticemos esta zona tan bonita que tenemos.

El documento CONPES busca exactamente eso: Localizar los sitios de riesgo y mitigar ese problema, conjurar ese problema.

Se ha quedado un poquito corto el gobierno departamental, el municipal ha hecho algunas cosas, pero falta mucho por hacer. Pero, una vez se logre mitigar ese riesgo, no hay tanto problema.

-          ¿Cuáles son las zonas de alto riesgo de acuerdo al estudio CONPES?

Ok. Para eso teníamos que remitirnos al documento, porque en cada caserío hay unos mapas, unos escenarios de riesgo, ahí se tiene al milímetro.

Entonces, como no tenemos el documento acá, no podría decirle que la casa que queda en Juntas al lado del río están declarados en zona de riesgo y marcado con rojo. Así son algunos, pero no tantos como se cree, porque no es la totalidad de los centros poblados. Son puntos específicos que con el documento CONPES, el gobierno departamental, el gobierno municipal y CORTOLIMA hacer ese trabajo.

-          Hay una preocupación generalizada entre los ambientalistas, principalmente y es que nos estamos quedando sin nevado. ¿Qué opina usted?

Ese es un problema que no es colombiano, es un problema a nivel del mundo; nosotros aquí lo sentimos mucho y tenemos algunas cosas qué hacer al respecto.

Indiscutiblemente, el gran depredador que es el ser humano ha ayudado mucho a eso, porque nuestro nevado específicamente del Tolima, y también del Ruiz, pero por este lado llegamos más directo al Tolima, llega mucho turismo que no tiene cultura ciudadana, que no tiene sentido ecológico, entonces corta un Frailejón, llevan mucho plástico. Eso hace mucho daño.

Y se meten de cualquier manera hacia la nieve. Eso ha ayudado mucho, pero ese calentamiento global en gran manera perjudica y tiene este deshielo.

-          ¿Qué campaña está haciendo la corporación Combayma entre las comunidades para crear conciencia ambiental?

Ok. Primero que todo, nuestros restaurantes no deben consumir nada que sea plástico, si necesitamos algo desechable debe ser biodegradable.

Es una gran campaña que estamos haciendo. En lo posibles nuestros restaurantes no se deben vender gaseosa, se debe vender jugos naturales.

Pero no solamente la corporación como tal, sino que esta es una labor en conjunto con CORTOLIMA, con la Policía, hacemos campañas de limpieza del río y estamos muy pendientes de que nuestros turistas aprendan a no contaminar y no traer la basura de la ciudad y dejárnosla acá y no ir en el carro consumiendo cualquier producto y sus envases tirarlos a la carretera. Hay sitios específicos para eso.

Aquí, hay un gran aliado que se llama: Cultura Ciudadana. Si eso no existe, no pasa nada.