Tolima
Tipografía

La gran utopía de la unidad de la izquierda tolimense cabalga contra viento y marea. Cada quien hace su esfuerzo por superar el umbral de su tendencia política para ponerse a tono con el momento histórico que estamos viviendo no solo en este departamento, sino también en Colombia.



Se intenta construir en la diversidad e incluso, en la pluralidad, acatando de alguna manera el pensamiento del padre Camilo Torres Restrepo de trabajar en los puntos coincidentes, aplazando los divergentes.

Por supuesto que no es fácil por cuanto aún cabalgamos en el grupismo y en el mismo sectarismo, pero lo importante es que hay voluntad de superar estos escollos evidentes, más lo que atraviesa a diario la clase gobernante para impedir la organización y unidad total de la izquierda en esta sección de Colombia.

Todos los lunes las distintas expresiones políticas, culturales, ambientales, comunitarias e indígenas, se vienen reuniendo no solo para discutir el momento de coyuntura, sino para seguir dilucidando fórmulas que conduzcan a la unidad y forjar así en conjunto actividades en esa misma dirección.

Este lunes estuvimos presentes con el fin de mirar el desarrollo del interesante proceso, fue una sesión amplia, democrática y participativa. Sin embargo, el consenso generalizado es que hay que ampliar el espacio de participación y desarrollar acciones concretas en los barrios y veredas del departamento. Adicionalmente, construir un programa mínimo y unas reglas claras de juego.

Análisis del momento político

Marco Emilio Hincapié, del movimiento Colombia Humana, planteó la profunda crisis de los partidos tradicionales, su descrédito inmenso al extremo que ninguno de los líderes nacionales quiere hablar de partido, acudiendo a la recolección de firmas, actividad que según su criterio hoy se encuentra desprestigiada por obra y gracias de esa clase dominante.

“Hoy – dijo – los partidos tradicionales no tienen sentido”. Sin embargo, planteó un diálogo sostenido con un sector del liberalismo.

Por su parte, Héctor Orlando Zambrano, dirigente del movimiento Todos Somos Colombia, dijo que hay razones para insistir en la unidad de la izquierda y señaló algunos elementos en concreto: La exclusión, pero también la necesidad de defender la paz, el proceso de implementación, la necesidad de una candidatura presidencial unitaria, lista unitaria al senado y acuerdo programático para cámara de representantes por este departamento.

Además, lucha contra el paramilitarismo y fuerza para que el gobierno nacional cumpla con el proceso de implementación de los acuerdos de la Habana y los diálogos con el ELN.

Propuso editar un periódico para difundir el ejercicio democrático que se viene construyendo y de paso salirle al paso a la incomunicación mediática. También propuso trabajar un plan de acción.

Edgar Sánchez Cortés, dirigente regional del Partido Comunista, señaló: “Nosotros nacimos de la exclusión, por eso estamos haciendo convergencia”. Dijo que a pesar de los vaivenes del gobierno nacional para cumplir lo pactado en la Habana, no se puede renunciar al optimismo, hay que profundizar la unidad que sea capaz de movilizar al pueblo a exigir su cumplimiento.

“Es necesario meterle pueblo a la convergencia que se está construyendo y tener un plan de acción construido colectivamente”, agregó. Dijo que se había reunido con dirigentes del movimiento político y religioso Mira; si bien los resultados no eran muy halagüeños, era pertinente insistir.

Destacó ampliamente la presencia en Colombia del Papa Francisco. Según su criterio ayudó enormemente al proceso de paz y la reconciliación que necesita el país en estos momentos históricos.

Miguel Hernando Moreno Arciniega, de la Unión Patriótica, se opuso a todo acuerdo con el liberalismo. Propuso dinamizar la comisión de comunicaciones. También sugirió la presencia en el Tolima de los cuadros nacionales “no con el interés de tirar línea sino acompañar el proceso que se viene encubando”.

Heber García Zambrano, también miembro de la Up, destacó el esfuerzo unitario que se viene desarrollando, señalando que está dispuesto a ayudar a impulsarlo. Dijo que esta propuesta hay que ampliarla llevándola a otros sectores populares, culturales, sindicales e indígenas. “Hay que estructurar la propuesta que une a todos los sectores del Tolima”, subrayó.

Son doce fuerzas que vienen encontrándose en este espacio. La unidad camina en el Tolima.