Tolima
Typography

Se realizó la décima marcha carnaval por la defensa del agua, el territorio y la vida en la ciudad de Ibagué (Tolima) con una multitudinaria participación de tolimenses venidos de distintas regiones del departamento y del país, el día inmediatamente anterior.



Fue un evento multicolor y diverso, lleno de colorido y entusiasmo, destacándose la presencia de los niños, los jóvenes, las mujeres y los indígenas. El tiempo fue benigno. El astro rey iluminó la marcha que partió de tres puntos diversos: La 42 con Ferrocarril, el parque Danubio en el barrio Ricaurte y Chapetón, en el cañón del Combeima. Estas se concentraron en el parque Manuel Murillo Toro, el mítico parque de los grandes acontecimientos.

En esta oportunidad se le rindió homenaje al doctor Gonzalo Palomino Ortiz, ambientalista considerado el precursor de la resistencia contra esta política infame y depredadora del capitalismo transnacionalizado y neoliberal, que se desarrolla a partir de convertir la tierra una verdadera cloaca.

La gigantesca movilización contó con la presencia del alcalde de Ibagué, médico Guillermo Alfonso Jaramillo Martínez, quien se confundió con el público para demandar la defensa del medio ambiente, el rechazo al extractivismo y a la presencia en el país de las multinacionales y transnacionales.

Declaración política

Renzo García, fue comisionado para leer la declaración política. En dicha declaración se destacan el rechazo a la construcción de hidroeléctricas, la solidaridad con los damnificados de Hidroituango, la lucha por las consultas populares para que las comunidades directamente definan el futuro de sus territorios, la profundización de la lucha ambiental y política para expulsar del Tolima y de Colombia estas multinacionales y transnacionales.

Apartes son los siguientes: “Declaración política décima marcha carnaval en defensa del agua, la vida y el territorio: El respeto por la vida y el arraigo por el territorio, son elementos sustantivos para el bienestar general y la defensa de la casa común. Nuestra fuerza es colectiva y nuestro nombre lleva el acento del río y la montaña que nos cobija. Nuestra alegre rebeldía está en las calles, hombro a hombro, levantando una sola voz”.

“Hace diez años arrancamos este proceso de movilización, un proceso festivo y pacífico con el propósito de detener la amenaza del extractivismo y la imposición de un modelo político de crecimiento económico basado en la minería, el petróleo y las hidroeléctricas”.

“Para muchos, una tarea imposible de ganar. Pero con amor, convicción y dedicación, hemos logrado avanzar”.

“La victoria de la consulta popular de Piedras y Cajamarca, son el claro ejemplo del poder ilimitado e irreversible que tiene un colectivo, el aprender a hacer con otros y el tejer unidad en medio de la diferencia”.

“Hoy tenemos que decir con entusiasmo y alegría que somos un proceso socio ambiental que camina por varias regiones de Colombia y el mundo entero. Una muestra de la dignidad y la esperanza de la gente que confronta la cultura de muerte y la codicia minero – energética que nos imponen los gobiernos de Álvaro Uribe Vélez y Juan Manuel Santos”.

“No hay que bajar la guardia. No podemos perder de vista que nuestra historia republicana se ha forjado en medio del crimen y el dolor. Dolor que reproduce el sistema enseñado para explotar seres humanos y expropiar los territorios”.

“Hoy, asistimos al más acelerado crecimiento a nivel mundial. Cientos se abren paso, a pesar de su demostrada inviabilidad técnica, social y ambiental. Un ejemplo palpable de la soberbia e irresponsabilidad de ellos, son: Hidroituango, el Quimbo, Lizama 58,  la Colosa, los proyectos petroleros convencionales y no convencionales de los bosques de Galilea, la minería en el páramo de San Turban, el fracking y la minería contaminante por todo el país”.

“Proyectos que a todas luces desconocen los derechos fundamentales de las presentes y futuras generaciones. Por estas razones es necesario fortalecer la indignación nacional frente a los gobiernos de: Andrés Pastrana, Álvaro Uribe Vélez, Juan Manuel Santos, entre otros, dado que ellos son los que han entregado el país a las multinacionales minero – energético, las cuales deterioran el ambiente, despojan los territorios, atropellan las comunidades y generan miseria y violencia en todo el país”.

“Debemos seguir defendiendo el derecho constitucional al ambiente sano, fortalecer, apoyar y organizar las consultas populares. Los acuerdos municipales y las propuestas de ordenamiento ambiental que prohíban los proyectos mineros – energéticos contaminantes, no deben pasar por encima de los derechos del pueblo y de las comunidades”.

“La lucha por el ambiente, también debe ser integrada por la lucha por un sistema social, donde la economía, la salud, la educación y la política, estén en función de la dignidad humana y los derechos de los pueblos y la naturaleza”.

“A los señores que promueven la cultura de la muerte y el extractivismo, les decimos que jamás vamos a aceptar su dictadura minera, que no vamos a seguir permitiendo que desnuden, esclavicen y exploten la tierra y nuestro territorio”.

“Los que estamos aquí, somos parte del pueblo que repele la barbarie y enfrenta al tirano”. Son apartes de la declaración política.

Habla el alcalde

El mandatario municipal, Guillermo Alfonso Jaramillo Martínez, estuvo en el parque Manuel Murillo Toro. Se confundió con el público. Brincó y gritó en favor del medio ambiente y contra la política minero – energética, la política de la muerte.

En exclusiva el mandatario fue entrevistado por la página web: www.pacocol.org. Así contestó las preguntas formuladas:

-         Doctor Jaramillo, ¿Cómo ve usted esta gigantesca movilización en el marco de la décima marcha carnaval?

El ejemplo que Ibagué le está mostrando a Colombia y al mundo. La marcha carnaval ya se convirtió, primero en un patrimonio de Ibagué; segundo, ha exportado este carnaval a diferentes rincones del país y se proyecta internacionalmente como una ciudad que defiende el medio ambiente y que al mismo tiempo le demuestra la capacidad de lucha en favor de preservar, por encima de cualquier cosa, el agua.

-         Su administración no ha sido indiferente a esta lucha contra las multinacionales y transnacionales, contra el extractivismo…

Esto es producto de personas que hoy tendríamos que recordar como el maestro Palomino Ortiz y de toda la lucha de los jóvenes que desde hace unos quince, veinte años, se pusieron a este trabajo, posteriormente a conformar la marcha carnaval y hoy, muestran todo este producto de mujeres, hombres, de jóvenes especialmente, que desean tener un país muy diferente, un país que represente el agua, la única posibilidad de subsistencia; y a través del agua desarrollar este país para beneficio de todos nosotros”.

-         Alcalde, ¿Qué ha pasado con la consulta en Ibagué?

La torpedearon. Posteriormente, legislamos gracias a que el concejo estuvo muy presto. Nos volvieron a torpedear lo que habíamos legislado a través de un acuerdo y hoy estamos en el Consejo de Estado defendiendo los derechos que tenemos nosotros, de tener autonomía en la región.

-         ¿No se da por vencido?

No. No. Y si no logramos que el Consejo de Estado nos dé la razón, nos volvemos otra vez a luchar por la consulta popular.

-         Doctor Jaramillo: Esta Marcha Carnaval es un fenómeno ya internacionalizado. ¿Qué piensa?

Esto ya es irradiado. Es un ejemplo para el país. La lucha en contra de los que pretenden acabar con el medio ambiente, porque acabando con el medio ambiente, acaban con la vida de nosotros. Los jóvenes sí lo entienden. Los que están hoy aquí, demuestran que queremos un cambio sustancial en este país.

-         ¿Y un cambio político?

No puedo hablar de eso. 

Espinal (Tolima)

 

 

La Marcha Carnaval desde la Universidad del Tolima en defensa del agua