Valle del Cauca
Tipografía

Once Policías fueron capturados por el asesinato del profesor Francisco Javier Ocampo Cepeda, crimen ocurrido el 4 de agosto de 2013. Walter Agredo, defensor de derechos humanos e integrante del comité que lleva este caso señaló la importancia de la captura de altos mandos, como la del subcomandante de la Policía de Bogotá, el coronel Willian Sánchez, quien en ese entonces oficiaba como comandante de la Policía del Distrito de Aguablanca. Fueron detenidos con él siete Policías más de Cali, uno en Vaupés y otro en Tame, Arauca.



Ágredo explicó que los policías fueron capturados por el delito de homicidio y alteración de la escena del crimen. Según las declaraciones entregadas por los policías, en ese momento, Francisco Javier Ocampo habría sido “dado de baja” en enfrentamientos y tras huir de una supuesta requisa. La Policía agregó que el cuerpo fue encontrado con un maletín con panfletos de la banda criminal “Los Rastrojos” y con un arma de fuego. Pero todo lo anterior quedó desvirtuado con la investigación de la Fiscalía 124 de Cali, pues, según los exámenes del cuerpo, Francisco Javier nunca había accionado un arma.

Pazífico Noticias ha seguido de cerca este caso. Esta nota fue realizada en 2014, cuando los alumnos y colegas de Pacho, como lo llamaban cariñosamente, sus alumnos y colegas conmemoraban un año de impunidad.

Pacho se destacó por ser un gran académico y por su trabajo para sacar a los jóvenes de la violencia y la drogadicción.


Profe Pacho

Walter Ágredo agregó que este es uno de los miles de casos de asesinatos perpetrados por la Fuerza Pública en el país.

Por eso, el llamado para que se siga avanzando en las investigaciones para que casos como el del ‘Profe Pacho? no queden en la impunidad.


Vea la nota completa en este video

Pazífico Noticias