DDHH
Tipografía

En medio de las críticas de los defensores de Derechos Humanos (DDHH), por usar munición real contra manifestantes pacíficos en la Gran Marcha del Retorno -que ha dejado 45 muertos desde el pasado 30 de marzo- el régimen de Israel se defiende asegurando que las protestas son catalogadas por ellos como "estado de guerra", por lo que la brutalidad de sus prácticas estaría justificada.



“Israel se opone a aplicar la ley de derechos humanos en un conflicto armado”, sostiene el comunicado.

El pasado 1 de mayo, Michael Sfard, abogado de la ONG israelí Yesh Din, acusó al ejército israelí de “inventarse” nuevas normas en legislación internacional para justificar los asesinatos de las últimas semanas.

“No existe un fundamento en el Derecho Internacional para permitir el uso de la fuerza. Han matado a periodistas, han matado a niños, han herido a mujeres, ¿y todos estos son combatientes? ¿Es una guerra?”, preguntó Sfard.

A pesar de la brutal represión que deja más de 7 mil heridos desde el pasado 30 de marzo, valerosamente los Palestinos salen cada viernes a denuncian los desalojos y el desplazamiento forzoso, al que sistemáticamente han sido sometidos desde la creación del estado de Israel en 1948, reclamando el Derecho de regreso de más de 5 millones de Palestinos que fueron expulsados, o huyeron de sus tierras tras la creación del régimen criminal.

Para callar las voces que protestan Israel ha revocado la visa de trabajo al director de la ONG Human Rights Watch, Omar Shakir, y ordenado su deportación.

En realidad el criminal régimen sionista apoyado por el imperialismo trata de silenciar la más mínima crítica por la violación a los DDHH del Pueblo Palestino.

La Franja de Gaza lleva 10 años cercada por tierra, mar y aire. Allí dos millones de seres humanos malviven en un ghetho, convertido en la mayor cárcel del mundo a cielo abierto.

Fuentes:
http://www.palestinalibre.org/articulo.php?a=68392
http://www.palestinalibre.org/articulo.php?a=68440
http://www.palestinalibre.org/articulo.php?a=68445
http://www.palestinalibre.org/articulo.php?a=68317