ilişkilerinde bir mola olarak değerlendirecekleri alternatifler yerli porno üzerinde duran çiftlerin karşısına internet üzerinde fantezileri xnxx gezinirken haftalık eş değiştirmede aracılık yapan bir swinger brazzers topluluğu çıkar Heyecanla oraya katılıp neler yapıldığını sormak rokettube isteyen çiftler ile aynı anda orada olan diğer çifti yan yana hd porno oturtan swinger müdürü onlara işleyişi anlatır ve bir hafta hd porno boyunca eşlerini değiştirerek zaman geçirmelerini söyler xnxx Adamlar seve seve yataklarına başka bir kadın alıp ateşli ve japon porno dimdik bir sikiş yapacağından emin olsalar da kadınlar hd porno biraz çekimser davranırlar Kadınlar ister istemez kocalarını redtube kıskanıyor olsa da kendileri de hayatlarında ilk kez başka bir brazzers adamda gönüllü şekilde seks yapacak olmanın heyecanını yaşadıklarını xhamster gizleyemezler Fakat bu haftalık eş değiştirme olayını amatör kamera youporn ile çekim yapma zorunlulukları olduğu için daha heyecan verici brazzers bulan kadınlar istişare sonrasında bunu kabul ederler

Economía
Typography

(Extractos) El gobierno de Iván Duque y sus socios del Consejo Gremial Nacional, incluso los jefes políticos de Cambio Radical y el Centro Democrático, preparan para la reactivación económica las viejas recetas neoliberales, que para generar empleo se requiere exenciones al gran capital y reducción del valor del trabajo.



Nuestras élites se equivocan de cabo a rabo. Mientras en el Reino Unido, Boris Johnson, su primer ministro, decide en medio de la pandemia y la cuarentena pagar el 80 % de las nóminas de las empresas hasta salarios de 2.500 libras esterlinas (cerca de 12,5 millones de pesos) durante 6 meses, en nuestro país solo se reconoce $350.000 por trabajador y por escasos 3 meses, de forma tardía, pues las pequeñas y microempresas ya han perdido su liquidez y despedido a sus trabajadores.

En diversos países han hecho inversiones del 23 % del PIB, como en Alemania, en EEUU podría ser del 25 %, en Perú han gastado ya el 14 %. En nuestro país no se ha llegado al 1,5 % del PIB en los gastos de pago de nómina e ingreso solidario.

Vistas las cosas así, mientras en los demás países utilizan los recursos del Estado para reactivar la economía, en el entendido de que si los trabajadores y la población tienen dinero en sus bolsillos, el consumo puede mantenerse y por tal la demanda de bienes y servicios encontrará compradores y el aparato productivo no se resentirá de manera seria.

Así, utilizan emisión de los bancos centrales, bajan intereses, aplazan pagos de intereses y capital de la deuda externa, utilizan parte de las reservas internacionales y no metiendo USD 2.000 millones como hace Colombia, entre muchas opciones del poder del Estado.

Hoy está de por medio la petición de reconocer una renta básica universal de un salario mínimo por tres meses para 30 millones de colombianos, que han perdido sus ingresos, presentada por 52 senadores de 8 partidos políticos, que sería un verdadero alivio y un estímulo al consumo de bienes y servicios.

Pero hasta ahora, no solo no le reconocen a la población y a sus trabajadores sus ingresos, sino que adicionalmente preparan una regresiva reforma laboral para abaratar y flexibilizar la ya precaria contratación laboral.

Gobierno y empresarios en estos días se han centrado en legalizar los contratos en aras de acogerse al regresivo Plan Nacional de Desarrollo (artículo 193 que establece ingresos por debajo del salario mínimo para ahorrarse parte de la seguridad social y prestacional), flexibilizar los turnos de trabajo y por tal no reconocer los recargos nocturnos y los dominicales y festivos, ya desvalorizados con la reforma de Uribe Vélez con la ley 789 del año 2002 (…)

Sumado estos ítems, los trabajadores perderían $7,3 billones de pesos en lo que resta del presente año y con ello ahogarían una posible reactivación y cualquier posibilidad de generar empleo con salarios que impacten la demanda de bienes y servicios.(Ver detalle de estos cálculos en la Nota (1))

Con estas decisiones equivocadas de este mal gobierno de Duque, no habrá reactivación del sector real de la economía, el agro y la industria.

Seguirá acumulando ganancias el sector financiero y el pago de la deuda externa se hará como ordena el FMI, pero también no habrá empleo y la población se sumirá en la pobreza, agudizándose el cuadro dramático de la desigualdad en Colombia (…)

La concurrencia de la crisis económica que venía y la pandemia del coronavirus, representará, según diversos pronósticos, que el PIB para el 2020 será de -5,5 % y la tasa de desempleo puede ser superior al 25 %.

Y entonces nuevamente la población, volverá a reeditar los extraordinarios estallidos sociales del año pasado iniciados el 21 de noviembre. Otra Colombia es posible.

Nota 1: Detalle de cálculos económicos:

El pobrecito Dr. Germán Vargas Lleras propuso que en medio de la crisis del coronavirus, el gobierno realice una reforma laboral, exactamente la misma que ya le pidió el Consejo Gremial Nacional, consistente en: establecer el contrato por horas para el salario mínimo , suspender las cesantías y sus intereses del 12 %, eliminar las primas de junio y diciembre, flexibilizar los horarios de trabajo para eliminar recargos nocturnos y dominicales y festivos, eliminar subsidio de transporte y las dotaciones obligatorias de trabajo, flexibilizar los costos de despido.

Una aproximación al ahorro que le representaría a los empresarios, pero así mismo la reducción de los salarios de los trabajadores sería la siguiente:

- Contrato por horas para salario mínimo. Si todos los actuales trabajadores de salario mínimo, 1,8 millones, entrarán en esta modalidad se ahorrarían mensualmente $0,72 billones. El equivalente a ahorrarse un 36 % de las prestaciones sociales, derivado de la aplicación del recién aprobado Plan Nacional de Desarrollo de Duque, de su artículo 193 sobre los regresivos pisos de protección social para ingresos por debajo del salario mínimo.

Para efectos de los cálculos de las otras propuestas, determinamos el equivalente a un mes de salario de las nóminas de los trabajadores formales. Para ello tomamos en cuenta los depósitos totales en los fondos de cesantías equivalentes al año 2019 más los factores inflacionarios y de incrementos salariales para el 2020, así como los factores prestacionales, que dividido por 12 nos dará el valor de la nómina por mes. Haciendo estos cálculos arroja $1,27 billones por mes.

- Así, entonces suspender las cesantías y los intereses del 12%,  costaría por mes: $0,94 billones.
- Eliminar las primas legales de junio y diciembre: $1,27 billones y $0,11 por mes.
- Eliminar las tres dotaciones obligatorias: $0,68 billones y $0,06 por mes.-

Eliminar el auxilio de transporte por mes valdría: $0,70 billones.

- Sobre la base del promedio de duración de 3 años de un empleado o trabajador en una empresa, el ahorro suponiendo que se redujera a la mitad el costo de indemnización de hoy, se ahorrarían, por cada despido 35 días de salario. Si consideramos que los despidos en la pandemia sean de 3 millones de trabajadores, es decir duplicarse el desempleo, se ahorrarían: $1,27 billón. Ahorro empresarial por mes de $0,11 billones.

- Reducción del salario según Fenalco del 33%. Se ahorrarían mensualmente: $0,43 billones.

Impactando de mayor manera a 1,33 millones de trabajadores entre públicos y privados que tienen convenciones o acuerdos colectivos. Sobra este punto sí se debe advertir, que este recorte solo puede hacerse de mutuo acuerdo, aunque entendemos el carácter extorsionista de la propuesta, y el factor intimidatorio del empresariado, "si te gusta bien y sino te vas".

- Horarios flexibles para eliminar el pago de recargos nocturnos y dominicales y festivos.

Si partimos que aproximadamente la tercera parte de los trabajadores tiene este tipo de jornadas, y esos costos implican hasta el 36% de sus ingresos, el ahorro para los empresarios llegaría al menos a
$0,1 billón por mes.

Sumados entonces todos los puntos de la reforma vargasllerista, daría una reducción para los trabajadores por mes de: $3,11 billones. Que obvio se ahorran los empresarios.

Si dicha reforma la aplicarán por 3 meses se ahorrarían $9,33 billones, por 6 meses $19,66 y si fuera por el resto del año $24,88 billones.

De este tamaño sería el asalto a los trabajadores.

¿Puede una economía recuperarse enviando a la pobreza a los 8,5 millones de trabajadores formales?  Es imposible, pues se caería el consumo y la economía no generaría más bienes y servicios y el desempleo crecería. Un tiro en el pie.

Esta lógica neoliberal no puede continuar en el país. Esta  pandemia nos enseña que ha fracasado el neoliberalismo pues no ofrece ni salud y con estas lógicas tampoco trabajo.

Los trabajadores no podemos permitir que nos despojen de nuestros derechos y por tal en contravía de lo propuesto por Vargas Lleras y acompañando a los empresarios de la Mipymes, exigimos del Estado, como lo han hecho en Europa, se encargue de pagar sus nóminas, al menos por seis meses y  con ello se lograría mantener el empleo, los ingresos de los trabajadores y el tejido empresarial del país. Todo no puede ser para los banqueros.

(*) Fiscal Nacional CUT y mayo 19, 2020 / Twitter: fabioariascut

Fuente:
https://labagatelaptc.blogspot.com/2020/05/para-la-reactivacion-empleo-con-buenos.html