Economía
Tipografía

La superficie de bosques que se perdieron durante el año 2017 es aproximadamente igual al tamaño de Italia (301.000 Km2). Los bosques se destruyeron usando fuego para dar paso a granjas desde el Amazonas hasta la cuenca del Congo, según el informe de una red de monitoreo forestal independiente.



La pérdida de la cubierta arbórea, principalmente en los trópicos, totalizó 294.000 km2 el año pasado, cerca del récord de 297.000 km2 en 2016, según Global Forest Watch, administrado por el World Resources Institute (WRI) con sede en los EEUU.

“Los bosques tropicales se perdieron a un ritmo equivalente a 40 campos de fútbol por minuto en 2017”, señaló Frances Seymour, de la WRI, en el Foro Forestal Tropical de Oslo, que se llevó a cabo del 27 al 28 de junio.

Este ritmo es catastrófico y amenaza los esfuerzos que se hacen para frenar el calentamiento global.

Brasil, la República Democrática del Congo, Indonesia, Madagascar y Malasia sufrieron las mayores pérdidas de bosques.

Los árboles absorben el dióxido de carbono del aire a medida que crecen y lo liberan cuando se queman o se pudren.

Los bosques bien gestionados pueden ser una fuente de empleos y crecimiento económico, pero su destrucción impulsa el cambio climático.

Desde la década de 1960 Fidel Castro llamó la atención sobre este grave problema que amenaza el mundo, y en la Cumbre de la Tierra efectuada en 1992 afirmó:

“Los bosques desaparecen, los desiertos se extienden, miles de millones de toneladas de tierra fértil van a parar cada año al mar. Numerosas especies se extinguen. La presión poblacional y la pobreza conducen a esfuerzos desesperados para sobrevivir aun a costa de la naturaleza. No es posible culpar de esto a los países del Tercer Mundo, colonias ayer, naciones explotadas y saqueadas hoy por un orden económico mundial injusto”

“Si se quiere salvar a la humanidad de esa autodestrucción, hay que distribuir mejor las riquezas y tecnologías disponibles en el planeta. Menos lujo y menos despilfarro en unos pocos países para que haya menos pobreza y menos hambre en gran parte de la Tierra”

“Hágase más racional la vida humana. Aplíquese un orden económico internacional justo. Utilícese toda la ciencia necesaria para un desarrollo sostenido sin contaminación. Páguese la deuda ecológica y no la deuda externa. Desaparezca el hambre y no el hombre”

La acumulación capitalista, que crece en forma exponencial e ininterrumpida en la búsqueda insaciable de ganancias, explota intensivamente a los trabajadores y el medio ambiente, sin tener en cuenta los tiempos de recuperación de la naturaleza.

A los capitalistas solo les importan sus negocios y ganancias económicas inmediatas, y como consecuencia aniquilan los ecosistemas.

Si no comprendemos el potencial destructor del capitalismo sobre nuestro planeta, y no lo detenemos, construyendo el Socialismo, el cambio climático acabará con todas las formas de vida sobre la Tierra.

Fuentes:
https://www.ecoportal.net/paises/perdimos-una-superficie-de-bosques-del-tamano-de-italia-en-2017/
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=243544
https://www.globalforestwatch.org/
https://www.globalforestwatch.org/map/3/15.00/27.00/ALL/grayscale/loss?tab=countries-tab&begin=2001-01-01&end=2018-01-01&threshold=30&dont_analyze=true
https://es.wikipedia.org/wiki/Italia
http://www.pacocol.org/index.php/noticias/internacional/1231-el-verdadero-responsable-del-cambio-climatico-es-el-capitalismo