Educación
Tipografía

Voz educadora y el Colectivo Leonardo Posada felicitan a toda la linda gente de la capital de la república en un aniversario más de su fundación en la Historia contada por los españoles, pero que también nos permite hacer el reconocimiento de todo el legado histórico de Bacatá y todos sus elementos culturales de todos los pobladores ancestrales que ya habitaban este hermoso territorio de la sabana de Bogotá.



Por esto rendimos un homenaje a Bogotá, por su valor histórico y porque se ha convertido en el receptor de toda la dramática problemática del desplazamiento causado por el modelo económico y por el fenómeno de la violencia. Bogotá es el reflejo palpable de la historia colombiana que se expresa en la tremenda concentración de la población en los sectores urbanos, con más de 9 millones de habitantes que diariamente se incrementa con la llegada de miles de personas huyendo de la miseria, la pobreza, el miedo y la amenaza; por esto, en la ciudad se constatan dramáticas desigualdades sociales con cinturones de pobreza extrema y otros sectores con abundancia desmedida de la riqueza.

Por todo el aporte de nuestra región de Bacatá al desarrollo del país y de oportunidades para todos los colombianos, Bogotá merece un mejor tratamiento en temas fundamentales que puedan aliviar la calidad de vida de los bogotanos, es decir una ciudad para los bogotanos, no una ciudad para los contratistas y empresarios. El mejor homenaje y el mejor regalo  que se le puede hacer a los bogotanos es defender y fortalecer sus instituciones y empresas públicas que garanticen sus derechos para gozar de mejor calidad de vida y ser partícipes de sus ganancias que se reviertan con la inversión en más y mejor educación y salud para todos. Los bogotanos merecen un transporte humano, es decir un metro como lo hacen las grandes ciudades, un metro subterráneo que sea amable con el medio ambiente y con la seguridad de sus pobladores; Pero también, la defensa de las empresas públicas estatales que garanticen los derechos fundamentales de los ciudadanos en la comunicación, la salud, la educación, la recreación, etc.. El mejor regalo para la ciudad es defender su patrimonio y su riqueza natural y cultural

Igualmente, este mismo análisis se aplica para la nación colombiana que en estos días celebra sus grandes gestas con el 20 de julio y la batalla de Boyacá que marcan los gritos de independencia y la libertad en ese momento histórico. Lamentablemente, esas grandes proezas libertarias de nuestro gran Simón Bolívar y otros héroes que lucharon en contra del imperio español parecieran que se caen en el abismo del olvido. El mejor regalo para Colombia es recuperar la memoria histórica y retomar los ideales de libertad de Simón Bolívar por la patria grande.

Es lamentable que el país siga sumiéndose en el engaño y las maniobras de la mentira que impulsa una clase política mafiosa, que tristemente amplifica su voz por los medios de comunicación de propiedad de los empresarios de la misma casta tradicional. Por esto, rechazamos la cobarde práctica uribista de desvirtuar las acusaciones en contra del innombrable, utilizando las mentiras que repiten una y otra vez en los medios de comunicación serviles y redes sociales, convertidos en verdaderas trincheras de dominación.

Colombia y Bogotá merecen un mejor destino, generando formas alternativas al fracasado modelo neoliberal y una perversa dirigencia que lo agencia..