Internacional
Typography

La República Popular Democrática de Corea (RPDC) en reiteradas ocasiones ha asegurado que su programa nuclear y balístico es de carácter autodefensivo, frente a la hostilidad y continuas amenazas de guerra de EE.UU y sus aliados. El propio Trump ha declarado que le atacará “con fuego y furia”.



El Departamento estadounidense del Tesoro anuncia nuevas sanciones unilaterales contra individuos y entidades de Rusia y China.

“El Departamento del Tesoro seguirá aumentando su presión sobre Corea del Norte, apuntando a quienes apoyen el desarrollo de sus programas nucleares y balísticos, y aislándolos del sistema financiero estadounidense”.

Sancionan a empresas Chinas que han comerciado con la RPDC o prestado servicios bancarios. Tres compañías fueron sancionadas por importar cerca de 500 millones de dólares de carbón de la RPDC entre 2013 y 2016.  Además, tres rusos y dos empresas con sede en Singapur fueron acusados de comprar millones de dólares de petróleo, que supuestamente fue entregado a la RPDC.

Como consecuencia, los activos de estas entidades “bajo jurisdicción estadounidense” quedarán secuestrados, y se les prohíbe efectuar transacciones financieras con empresas de EE.UU

Tales sanciones se informan un día después de que las fuerzas armadas de EE.UU y Corea del Sur iniciaran los ejercicios militares “Ulchi Freedom Guardian”, que incluyen simulacros de ataques aéreos y con cohetes, que sin duda constituyen ensayos para agredir a la RPDC.

El imperio está presionando y chantajeado a los países que tienen relaciones diplomáticas con la RPDC para romperlas, o minimizar su presencia diplomática, y negarse a contratar mano de obra proveniente de ese país.

Así, durante su reciente gira latinoamericana para coordinar la agresión contra Venezuela, Pence solicitó formalmente a Chile, Argentina, Perú y Brasil que corten relaciones económicas y políticas con la RPDC.

La malvada campaña que encabeza el Imperialismo norteamericano de presión diplomática y económica, busca preparar el terreno para iniciar la guerra nuclear contra la RPDC, que afectaría a toda la humanidad, dando inicio al “invierno nuclear”.

La RPDC es un pequeño país que ocupa una superficie de 122,762 Km2, mientras Colombia tiene una superficie 9 veces mayor: 1.141.748 Km2, con aproximadamente 25 millones de habitantes, la mitad de Colombia que es de aproximadamente 49 millones.

Es necesario que rechacemos esta injusta guerra, que además de causar enorme sufrimiento a todos los habitantes de la península de Corea, podría llevar incluso, a la desaparición de la especie humana de la faz de la Tierra.

Fuentes:

http://prensa-latina.cu/index.php?o=rn&id=109891&SEO=ee.uu.-impone-nuevas-sanciones-a-rusia-y-china-por-nexos-con-rpdc
http://www.telesurtv.net/news/EE.UU.-sanciona-a-empresas-rusas-por-vinculos-con-Pyongyang-20170822-0037.html
https://elpais.com/internacional/2017/08/16/america/1502911490_221227.html
https://www.ecured.cu/Colombia
https://www.ecured.cu/Rep%C3%BAblica_popular_Democr%C3%A1tica_de_Corea