Nacional
Typography

6 y 7 de septiembre de 1996, los organismos de Inteligencia del Estado, las FFMM, la Policía Nacional entre otros, desataron en Bogotá una verdadera “cacería de brujas” .




Hace 22 años el 6 y 7 de septiembre de 1996, los organismos de Inteligencia del Estado, las FFMM, la Policía Nacional entre otros, desataron en Bogotá una verdadera “cacería de brujas” con allanamientos y que fue conocida por los defensores de derechos humanos como el “Septiembre Negro” que culminó con la Masacre de Mondoñedo donde varios jóvenes universitarios simpatizantes de la Unión Patriótica entre ellos Vladimir Zambrano Pinzón, Jener Alfonso Mora Moncaleano, Juan Carlos Palacios Gómez, Arquímedes Moreno Moreno, Federico Quezada Y Martín Alonso Valdivieso Barrera, fueron secuestrados, desaparecidos, ejecutados extrajudicialmente, con tiro de gracia en sus cabezas, atados de pies y manos, descuartizados, quemados con combustible sobre llantas de vehículos sus restos.

Estos graves hechos delitos de lesa humanidad fueron realizados por miembros activos de la policía nacional en cabeza del oficial Mayor Héctor Édison Castro Corredor, Capitán Carlos Alberto Niño Flórez, Suboficiales Filemón Fabara Zúñiga, Milton Mora Polanco, Néstor Barrera Ortiz, Hernando Villalba Tovar, Pablo Salazar Piñeros, José Albeiro Carrillo Montiel, José Ignacio Pérez Díaz y Carlos Ferlein Alfonso Pineda.

Fue una larga lucha jurídica de muchos años en todos los estrados de la Justicia, con pedidos de absolución por el Ministerio Público, la no declaración de delito de Lesa humanidad, a pesar que el Consejo de Estado así lo declaró en sentencia del 12 de marzo de 2015 del Consejero Ponente Hernán Andrade Rincón.

Ahora estos criminales miembros de la policía nacional condenados a 40 años de prisión que nunca quisieron reconocer estos delitos de lesa humanidad, se han presentado ante la Jurisdicción Especial para la Paz, para solicitar y ser beneficiarios de la libertad transitoria condicionada y anticipada y es así que seguimos dando la batalla jurídica contra la impunidad y hemos apelado esa decisión porque las víctimas de la Masacre de Mondoñedo exigimos castigo para los genocidas, ni perdón ni olvido, exigimos a la JEP revocar la resolución No. 884 del 25 de julio de 2018 emanada de la Sala de Definición de Situaciones Jurídicas.

(*)Brigada jurídica Eduardo Umaña Mendoza