El presidente Juan Manuel Santos Calderón, flamante Premio Nobel de Paz, decidió apoyar la agresión de Estados Unidos a Siria. Dijo estar de acuerdo con los bombardeos contra Siria “siempre y cuando se realicen de conformidad con el derecho internacional”. Curiosa aceptación. No solo porque un Premio Nobel de Paz no puede estar de acuerdo con actos de guerra, sino porque todo acto unilateral sin que medien autorizaciones nacionales e internacionales, como en este caso, es violatorio del derecho internacional.

Leer más...

Más artículos...