Si las FARC hubieran incumplido alguno de los compromisos previos a la dejación de armas previstos en el Acuerdo de Paz, el mundo hubiera desatado, una vez más, su furia mediática contra la guerrilla, un presidente iracundo, rodeado de generales ya hubiera roto el Proceso,  y otro Plan Patriota estuviera en ciernes para dejar una estela de miles de muertos en los campos colombianos.

Leer más...

Razones políticas impulsaron al presidente colombiano Álvaro Uribe para tramar la extradición del prisionero político Simón Trinidad a los Estados Unidos en diciembre 31 del 2004. Allí, se habría pensado, serviría como una lección objetiva para los otros líderes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC-EP). Pero doce años más tarde, en noviembre 30 del 2016, el Congreso colombiano ratificó un acuerdo de paz entre las FARC-EP y el gobierno colombiano. Sin embargo, Trinidad permanece en una prisión de máxima seguridad en Colorado, cumpliendo una condena de 60 años.

Leer más...

Más artículos...