Salud
Tipografía

Palestina y especialmente Gaza experimenta una emergencia humanitaria, su Pueblo ha sufrido una década de deterioro del nivel de vida desde la imposición de bloqueo y cierre por parte de Israel en 2007.

Este año, la crisis se vió agravada por la grave escasez de electricidad, causada por Israel, que además ha reducido el combustible que entra por Egipto.

Los apagones diarios de 18 a 20 horas han hecho que cada día cosas sencillas como lavar ropa, calentar o refrigerar alimentos, sean muy difíciles para los dos millones de habitantes de Gaza.

La escasez de electricidad obstaculiza la educación, los medios de subsistencia, la atención médica, y las plantas de tratamiento de agua y desalinización que solo pueden operar mínimamente.

La situación económica se complica por las restricciones al tránsito de personas impuesto por Israel. La penuria económica golpea en especial a los menores de edad.

En 2017, antes de que se intensificara la crisis eléctrica, la ONU “descubrió” que aproximadamente 287.000 niños y bebés eran vulnerables como resultado del deterioro del sector de la salud, y el acceso restringido a los servicios esenciales de salud y nutrición.



Los recién nacidos están particularmente bajo amenaza. El 45% de las muertes en menores de cinco años ocurren dentro de los primeros 28 días de vida, el período neonatal.

El empeoramiento de la nutrición materna, las tasas elevadas de bebés prematuros y con bajo peso al nacer han aumentado el número de recién nacidos que requieren cuidados intensivos.

Junto con la escasez de medicamentos esenciales y el aumento de los obstáculos para las transferencias a hospitales fuera de Gaza para recibir atención, esto significa que los bebés necesitan permanecer en incubadoras por períodos más largos.

Los equipos médicos en el hospital Al Shifa, el hospital más grande de Gaza, han tenido que colocar varios bebés en una incubadora, y una enfermera debe atender a 7 bebés críticamente enfermos lo que dificulta su cuidado adecuado y el control de infecciones.

Los cortes de electricidad debido a los generadores de respaldo defectuosos del hospital, que actualmente proporcionan energía durante la mayor parte del día, en ocasiones obligan a las enfermeras a ventilar a los bebés a mano durante 50 minutos para mantenerlos con vida.

El bloqueo de Israel coloca a los bebés en grave riesgo de morir.

La organización Medical Aid for Palestinians (MAP) realiza esfuerzos para intentar salvar vidas en colaboración con los trabajadores de la Salud de Palestina. Sin embargo, la resolución de la prolongada crisis humanitaria de Gaza requiere una acción diplomática urgente.

Es necesario que Israel respete estrictamente el Derecho Internacional Humanitario (DIH) en el territorio Palestino ocupado, y suspenda el bloqueo, que el Comité Internacional de la Cruz Roja considera un "castigo colectivo” impuesto en clara violación de las obligaciones de Israel en virtud del DIH.

Es necesario y urgente que el Derecho a la Salud de los Palestinos sea tratado en la próxima Revisión Periódica Universal en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, en enero de 2018.

Video:
Falta de electricidad empeora la crisis humanitaria en Gaza
https://www.youtube.com/watch?v=4AekMqrLrdo

Fuentes
https://translate.google.com.co/translate?hl=es-419&sl=en&u=https://www.map.org.uk/&prev=search
http://www.palestinalibre.org/articulo.php?a=1513